Manchas en la piel: Tipos y tratamientos

Las manchas en el rostro son una de las mayores preocupaciones. Aunque, si bien, más o menos todos tenemos bastante claro que son las arrugas, no ocurre lo mismo con las manchas, y tendemos a creer que todas las manchas son iguales.

Sin embargo las manchas esta clasificadas en tres tipos y son las siguientes:

  • Hiperpigmentación postinflamatoria: Es una mancha que aparece tras cualquier episodio que curse con una irritación o inflamación de la piel y una exposición solar sin protección adecuada.
    Tras la irritación o la inflamación producida en la piel, se aumenta mucho la producción de melanina por los melanocitos, esto hará que la piel cambie hacia una tonalidad más oscura en esa zona. Si además nos olvidamos de utilizar un protector solar adecuado, esa mancha será aún más oscura.
    Este tipo de hiperpigmentación va a ser mucho más común en personas con fototipos altos, que además son los que suelen confiarse más en cuanto a medidas sobre protección solar se refiere, así que mucha precaución.
  • Melasma: Se trata de manchas que predominan en la cara y que afectan mucho más a mujeres y especialmente a mujeres embarazadas o a aquellas que toman anticonceptivos.
    Estas manchas aparecen en las zonas expuestas al Sol y como os hemos dicho fundamentalmente en la cara, ¿dónde? Pues pueden estar distribuidas por toda la cara, aunque un mayor número de casos se produce en la zona frontal y encima del labio.
  • Lentigos solares: Son esas pequeñas manchitas que nos van saliendo con la edad y por la exposición solar acumulada.
    Se trata de manchas de color marrón de un tamaño que puede llegar a oscilar desde unos pocos milimetros hasta 2-3 centimetros de diametro, y que suelen aparecer en las zonas con mayor exposición solar, como la cara, las manos o el escote.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *