La importancia de mantenernos hidratados

Tu cuerpo depende del agua para sobrevivir. Todas las células, tejidos y órganos necesitan agua para poder cumplir con su funcionamiento. Por ejemplo, el cuerpo utiliza el agua para mantener nuestra temperatura estable, eliminar los desechos, y lubricar las articulaciones. El agua es necesaria para la buena salud general.

Desde pequeños nos acostumbramos a reemplazar el agua por gaseosas o refrescos que no nos brindan ningún tipo de beneficios, aunque parezca que nos estamos hidratando lo único que conseguimos es ganar calorías que serán muy difíciles de quemar. Con el tiempo el mal consumo de líquidos desembocará en un grave sobrepeso o aún peor en la temida diabetes.

¿Por qué es necesario mantenernos hidratados?

Aquí te mostraremos una lista del porque mantenernos hidratados es esencial para gozar de buena salud.

1.- El agua ayuda a depurar el cuerpo y elimina toxinas, es decir nos mantiene a salvo de los elementos que no necesitamos en nuestro organismo. Las sustancias tóxicas como el tabaco, el alcohol, la contaminación, la comida basura etc. son máximas responsables del envejecimiento. . Aunque intentemos evitarlas muchas veces simplemente están en nuestro entorno, por lo tanto un buen vaso con agua por las mañanas será beneficioso para drenar todas las toxinas por las vías urinarias.

2.- Ayuda al metabolismo alimenticio. Al momento de ingerir los alimentos y ser debidamente procesados, el agua ayudara a tener una mejor asimilación. al beber se activa el metabolismo y aumenta el gasto calórico propio, es decir nos ayuda a quemar calorías.

3.- Todas las sustancias que recibimos a través de los alimentos requieren agua para poderse transportar al interior de nuestro cuerpo. Al momento de consumir los alimentos diarios es recomendable acompañar los platillos de alguna bebida porque así ayudaran a poder llevar las sustancias servibles al organismo.

4.- El agua ayuda a que los glóbulos rojos puedan recibir el oxigeno de los pulmones. El agua esta presente en todo micro organismo de nuestro cuerpo y los glóbulos no son la excepción ya que necesitan de este elemento para un buen desempeño.

5.- El agua ayuda a lubricar muchas partes del cuerpo, en especial las articulaciones que con el tiempo ayudara a prevenir la artrosis.

6.- El agua ayuda a prevenir los infartos y las taquicardias. Ayuda a desempeñar un buen trabajo de regulación en la presión arterial y ritmo cardiaco. Esto es importante porque el sistema circulatorio abastece de forma constante de oxígeno y nutrimentos al cerebro, músculos y al resto de los órganos.

7.- Ayuda con la piel y previene las arrugas. Se sabe que el agua es la principal fuente de vida, es más el 80% de nuestro cuerpo esta hecho a base de agua, si queremos mantener una piel tersa y libre de imperfecciones el agua y una correcta alimentación serán nuestros mejores aliados.

8.- El agua te ayuda a distinguir la sensación de sed y hambre. Al consumir con mayor frecuencia el agua nuestro cuerpo sabrá distinguir la sed del hambre pues muchas veces consumimos alimentos cuando lo que nuestro cuerpo pide es rehidratarse.

9.- El agua es el único líquido en el mundo que no te hará subir de peso. El agua no tiene calorías, por lo tanto es recomendable reemplazar aquellas bebidas como la gaseosa o los refrescos que puedan traer un alto nivel de azúcar, por la sencilla agua que a su vez ayuda con la pérdida de peso, ya que simula la sensación de estar satisfecho.

10.- Alivia la resaca. El agua potable también es una manera simple pero eficaz para deshacerte de la resaca. Al ser un diurético, el alcohol hace que orines mas de lo que consumes, por lo tanto el agua te ayuda con la rehidratación y acelera la recuperación.

Es por ello que si queremos mantener una apariencia sana y joven debemos hidratar nuestro cuerpo diariamente. La cantidad la decides tu, al inicio se hará difícil acostumbrar a tu cuerpo a este elemento insípido pero con el paso del tiempo podrás observar resultados en tu cuerpo y en tu mente.

Para un buen comienzo puedes acompañar el agua simple con algunas hierbas o filtrantes, siempre tratando de evitar el azúcar, poco a poco el consumir agua se volverá un hábito y tu cuerpo lo agradecerá.

¡Mantenernos hidratados es nuestro principal objetivo!

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *